Saltar al contenido

Deliciosa receta, como ingrediente estrella, la calabaza

crema de calabaza - recetas faciles

Crema de calabaza con camembert

crema de calabaza - recetas de cocina

Hay diferentes recetas de crema de calabaza, pero ésta encontrarás un toque especial, que hará que quede delicioso.

Desde Dieta Definitiva te recomendamos comer productos de temporada que siempre serán más nutritivos y económicos.

Esta deliciosa receta de crema de calabaza, que además son recetas faciles, formar parte del programa de Dieta Definitiva a través del ADN.

Ideal para tomar en esos días que apetece algo calentito, delicioso, rápido y sencillo.

CREMA DE CALABAZA CON QUESO CAMEMBERT

  • Calabaza – 300 g
  • Sal yodada – un poco
  • Cebolla – 25 g
  • Pimienta, negra – un poco
  • Aceite de oliva – 5 ml
  • Grano de pistacho – 5 g
  • Caldo de verduras, preparado – 250 ml
  • Pan blanco – 50 g
  • Zumo de naranja – 30 ml
  • Queso Camembert, 30% grasa – 50 g
  • Nata, 30% grasa – 15 ml

PREPARACIÓN:

Lavar y cortar la calabaza. Pelar y picar la cebolla.

Calentar el aceite en una olla e incorporar la cebolla, saltear durante 1- 2 minutos.

Agregar la calabaza y cocinar durante 2- 3 minutos más.

Verter el caldo de verduras, el zumo de naranja y la nata.

Cocinar a fuego lento durante 10- 15 minutos.

A continuación, batir, sazonar con sal y pimienta. Dejar hervir durante unos minutos más.

Mientras tanto, picar los pistachos.

Poco antes de terminar la cocción de la crema, precalentar el horno.

Cortar el pan en rebanadas. Cortar el queso en láminas, colocar el queso sobre la rebanada de pan.

Hornear durante 3- 5 minutos hasta que se derrita el queso.

Servir la crema de calabaza, espolvorear los pistachos y acompañar con rebanadas con queso gratinado.

¡Buen provecho!

crema de calabaza - recetas faciles

 

VALORES NUTRICIONALES (POR RACIÓN)

  • 433 KCAL
  • 20g GRASAS
  • 21g PROTEÍNAS
  • 41g CARBOHIDRATOS
  • 8g FIBRA

 

PROPIEDADES DE LA CALABAZA

crema de calabaza - recetas de cocinaEs un alimento muy saludable y nutritivo, bajo en calorías y muy rico en minerales y vitaminas.

Ideal para todo tipo de dietas, ya que nos ofrece un sinfín de posibilidades para crear platos.

La que normalmente consumimos es la denominada Butternut (cucurbita moschata) o la clásica (cucurbita máxima).

Existen otras variedades como la hokkaido o potimarron.

La calabaza tiene un elevadísimo contenido en agua, aproximadamente de un 92%, por lo que es una hortaliza baja en calorías.

Las proteínas que nos aporta también es reducido (aproximadamente 1 gramo por cada 100gr de calabaza).

Es más rico en carbohidratos y cuánto más dulce sea la calabaza más carbohidratos tendrá.

Contiene además de propiedades antioxidantes que nos ayudarán a retrasar la oxidación de las células provocadas por los radicales libres.

Es muy rica en betacarotenos o provitamina A, que es un tipo de flavonoide que se considera anticancerígeno.

También contiene vitamina C y contiene vitaminas del grupo B, E y ácido fólico.

Como minerales destacaríamos el calcio, el magnesio, el manganeso y el potasio.

Gracias a la composición nutricional de la calabaza su consumo mejora la salud del corazón y de la vista.

Previene el cáncer, es diurética, previene el estreñimiento y favorece la dieta de las personas diabéticas puesto que sus carbohidratos son de absorción lenta.

Pero no nos olvidemos del tesoro nutricional que encierra en su interior, las pipas de calabaza.

Así que nuestro consejo es que disfrutemos de este alimento tan maravilloso que nos brinda la naturaleza y añadámoslo a nuestra nevera.

¡GRACIAS! ¡Nos encanta que nos compartas a tus amigos!